A ti mujer, ¿sabes qué es el vaginismo y la dispaurenia?

A ti mujer, ¿sabes qué es el vaginismo y la dispaurenia?

¿Qué es el vaginismo?

Se entiende que es aquella disfunción consistente en una contracción automática de los músculos del tercio inferior de la vagina, cuando se intenta la penetración en las relaciones íntimas. Durante la intimidad sexual, los músculos que rodean la vagina suelen relajarse para facilitar la entrada del pene.

En el caso del vaginismo, sucede todo lo contrario, pues se produce un espasmo involuntario de esos músculos, que cierra parcial o totalmente la abertura de la vagina, de tal manera que impide de esta forma la penetración en el acto sexual.

Contracción involuntaria

Como dije antes, la contracción involuntaria de los músculos del suelo pélvico que rodean la vagina, provocan el cierre parcial o total de la misma, lo que origina dolor e imposibilidad a la hora de intentar tener una penetración. “En caso de que la penetración fuera posible, pero dolorosa, se hablaría de dispareunia

La dispareunia, es considerada como uno de los problemas más comunes presentados por las mujeres en el ámbito sexual.

Aunque, muchas veces es confundido con el vaginismo, no existe relación alguna entre estos. La dispareunia se presenta como un dolor agudo en el momento de la penetración, y sus síntomas pueden variar desde irritación, sensación de ardor o quemazón, bien sea en el comienzo de la vagina o en el final, donde el pene roza el cuello uterino.

Así, como esta afección se puede clasificar según el tipo de dolor, existen varias causas y tratamientos para cada uno de estos tipos.

Tipos de dispareunia y sus síntomas

La dispareunia, como mencioné antes, consiste en un dolor persistente al momento de la penetración, sin embargo, no se presenta en una zona en específico. Esta disfunción sexual puede presentarse en varias áreas de la vagina, las cuales pueden presentar síntomas muy variados. Estos son los distintos tipos de dispareunia y los síntomas de cada uno de ellos:

  • superficial: se presenta en la vulva, labios o zona exterior de la vagina, justo antes de la introducción del pene.
  •  vaginal: que consiste en una sensación de ardor o quemazón a lo largo de todo el conducto vaginal, cuando se mantiene la penetración, y que se vuelve más intenso debido a la rapidez de la misma y el momento.
  •  profunda: se presenta como un dolor o sensación de “empujón” detrás o debajo del vientre cuando el pene alcanza la penetración máxima, es decir, llega al final de la vagina donde se encuentra el cuello uterino.

Causas de la dispareunia profunda

Las causas que pueden llevar al padecimiento de dispareunia, pueden ser muy variadas y deberse tanto a razones físicas como psicológicas.

Normalmente, la dispareunia profunda, es causada por causas físicas de mayor gravedad, por lo cual es el tipo de esta disfunción al que más cuidado y atención hay que prestarle. Estas son las principales causas de la dispareunia profunda:

Causas físicas

  • Infecciones de la vagina o la vulva como candidiasis vaginal.
  • Irritación vaginal por el uso constante de protectores diarios, compresas, tampones o ropa interior inadecuada.
  • Himen rígido.
  • Infección en glándulas uretrales y parauretrales.
  • Lubricación escasa.
  • Endometriosis.
  • Inflamación del cérvix.
  • Menopausia.
  • Lesiones postparto.
  • Quiste ovárico.
  • Inflamación del cuello uterino.
  • Mucosas vaginales.

Causas psicológicas

  • Baja autoestima.
  • Problemas de pareja.
  • Inconformidad con tu aspecto físico bien sea por el peso, manchas, cicatrices, etc.
  • Bajo deseo sexual.
  • Estrés.
  • Ansiedad.
  • Depresión.
  • Traumas psicosexuales provenientes de la infancia.

Tratamiento de la dispareunia profunda

El principal tratamiento para la dispareunia profunda, es acudir al ginecólogo para que realice un diagnóstico correcto a los síntomas que se presentan.

Aunque varias de las causas pueden resolverse con medicamentos antibióticos y antifúngicos, en el caso de la dispareunia profunda, que es causada principalmente por endometriosis o inflamaciones, el tratamiento será un poco más complicado y debe ser estrictamente supervisado e indicado por el médico.

En el caso de la dispareunia vaginal por falta de lubricación, es importante el uso de lubricantes (preferiblemen-te a base de agua) durante el coito y de ser posible, usarlo diariamente para evitar la resequedad y por consiguiente la irritación.

La vagina debe mantenerse hidratada

Recuerda que la vagina debe mantenerse hidratada, por lo cual es recomendable consumir mucha agua, esto no solo te ayudará para la salud de tu vagina sino también para tu piel, cabello y cuerpo en general.

En el caso de la menopausia puedes optar por el uso de cremas hormonales, las cuales ayudarán a incrementar la producción de hormonas, principalmente las responsables de mantener la vagina lubricada correctamente.

De igual modo, durante la menopausia, el hecho tener relaciones sexuales habitualmente ayudará a la lubricación natural, lo que servirá para mantener una salud vaginal estable, aliviando el problema.

Si eres todavía muy joven, y estas comenzando tu vida sexual, es importante que no te pongas nerviosa puesto que el dolor es temporal.

Recuerda que mientras más miedo presentes, más doloroso podrá ser debido a tu tensión muscular. Opta por lubricantes que faciliten y hagan más llevadero el proceso, igualmente habla con tu pareja sobre esto para que entre ambos busquéis una solución.

Si observas que pasa tiempo y sigues sintiendo este tipo de dolor, consulta con tu ginecólogo.

El coito

Ahora bien, en el vaginismo, esta imposibilidad de realizar el coito es independiente del grado de excitación que pueda haber alcanzado la mujer.

Causas

En varios casos, se trata de un proceso fóbico, que es aprendido y aprehendido, que asocia al miedo a la penetración. También podemos encontrar, que, aunque con menor frecuencia, hay algunos problemas físicos de la mujer que son los que provocan una inflamación pélvica, tumores, existencia de un himen inflexible y muchas enfermedades más.

Mantenimiento

En el mantenimiento del vaginismo en mujeres, intervienen una amplia gama de factores.

Entre ellos los factores psicológicos, que tienen relación con la ansiedad condicionada a algunos comportamientos sexuales, como el miedo al dolor, contraer todos los músculos del cuerpo, ponerse rígida, temblores, etc.

En el tratamiento de esta patología, es importante tener en cuenta las reacciones y comportamientos de la pareja, ya que éstos, en muchos casos y de manera involuntaria, ayudan al mantenimiento del problema, reprochándole que no se puede tener relaciones íntimas satisfactorias por su culpa.

Es entonces, que la inseguridad de la pareja al no saber qué hacer, su miedo a hacer daño involuntario, etc, le pueden llevar a no intentar otras formas de conseguir la penetración, y consecuentemente, ésta, se sigue evitando. Estos comportamientos de evitación cronifican el problema en la pareja.

El miedo

También, aunque en menor frecuencia, la pareja puede reaccionar de forma brusca, con disgusto y enfado ante la situación donde los reproches comienzan a fluir.

Esto hace que aumente el miedo y la presión en la mujer, acentuándose el bloqueo de cualquier respuesta sexual.

Tratamiento

El objetivo prioritario de la terapia para superar esta patología, es conseguir la eliminación del espasmo o contracción de forma que se pueda realizar el coito.

Es importante, que la mujer y su pareja, conozcan las causas y naturaleza de su problema. Además, la colaboración de la pareja en estos casos es decisiva en este largo proceso terapéutico.

Si deseas saber más sobre este tema, o deseas hacer una consulta, solo escríbeme a: contacto.glamouretstyle@gmail.com

4 comentarios sobre “A ti mujer, ¿sabes qué es el vaginismo y la dispaurenia?

  1. Gracias Giselle por tu comentario. Es verdad, para muchas mujeres es un tema tabú pero que se debe tratar como cualquier otro.
    Un beso

  2. El vaginismo es un tema que muchas mujeres obvian, puede ser que a ellas le pasen, pero quieren disimularlo o bien si lo hablan con el ginecólogo y psicólogo queda solo en la consulta. Nadie habla de este tema abiertamente.

  3. Muy intrresante el tema,igualmente creo que con un soporte sicologico también se pueden sacar prejuicios y miedos. Y creo también que no se habla x pudor.

Deja una respuesta